Abengoa solicita nuevo préstamo para salvarse de la quiebra

Abengoa solicitó formalmente al gobierno de Pedro Sánchez que le conceda una ayuda de 249 millones de euros de los 10 mil millones destinados al fondo de rescate de empresas.

Este es el enésimo esfuerzo de la empresa por salvarse de la quiebra después de que fracasara el plan diseñado por el equipo de Gonzalo Urquijo para refinanciar la gigantesca deuda de unos 6.000 millones de euros.

La multinacional de ingeniería y renovables diseñó una nueva hoja de ruta en el marco del concurso de acreedores que solicitó el pasado febrero y que tiene que tramitar un juzgado de lo Mercantil de Sevilla.

En ese sentido, el Estado se convierte ahora en protagonista principal, según los planes comunicados por la empresa a la Comisión Nacional del Mercado de Valores.

El rescate solicitado a la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales iría destinado a Abenewco1, la sociedad a la que Abengoa transfirió su negocio, sus activos y su plantilla en una anterior reestructuración.

De forma paralela, la tabla de salvación a la que se agarra en estos momentos la multinacional es una oferta no vinculante que habría recibido de un fondo estadounidense, TerraMAR Capital LLC, que proporcionaría al grupo 150 millones de euros a modo de préstamos y otros 50 millones adicionales que tomaría de capital convirtiéndose en accionista de referencia.

De ejecutarse, el préstamo se materializaría en dos operaciones de desembolso, la primera de 35 millones de euros a modo de inyección de liquidez a corto plazo para Abenewco1 y, seguidamente y siempre que se cumplan una serie de condiciones que Abengoa no ha especificado a la CNMV.

Abengoa negocia el traslado de su sede social de Sevilla a Valencia

La compañía multinacional Abengoa, se encuentra negociando con la Generalitat el traslado de su sede, actualmente en Sevilla a la comunidad Valenciana.

De acuerdo con información de Europa Press la compañía hizo los contactos pertinentes en Valencia con la presidencia con quienes se mantiene en diálogo.

Diversas fuentes señalan, que ha sido la firma multinacional Abengoa, quien contactó al gobierno valenciano para las conversaciones.

Mientras que, por su parte, desde el Ejecutivo regional consideran que esta posibilidad es consecuencia de la “estabilidad” y gestión del Gobierno valenciano.

Recordando que, ya La Caixa trasladó su sede social en pleno procés a Valencia, donde se ubica también la sede de Bankia (antes de su fusión), mientras que el Banco de Sabadell hizo lo mismo en Alicante, tras comprar el Banco CAM.

El mandatario valenciano, se reunió con Gonzalo Urquijo, presidente de la firma especializada en los sectores de infraestructuras, energía y agua, para concretar la operación.

Abengoa contempla la posibilidad de nuevas líneas de fabricación

Aunque las conversaciones se centran inicialmente en el traslado de la sede social, también se contempla la posibilidad de establecer nuevas líneas de fabricación en territorio valenciano, vinculadas a proyectos europeos de infraestructuras y sostenibilidad.

También se apunta como una razón de la intención de cambiar de ciudad las difíciles relaciones entre la multinacional, que pasa por graves problemas financieros, y el gobierno andaluz, hasta el punto de haberse enfrentado públicamente.