Francia multa a Google

Francia multa a Google con 220M por abuso publicitario

El gobierno de Francia ha impuesto este lunes una sanción a Google por 220 millones de euros por abuso de publicidad.

El organismo regulador de competencias del Gobierno de Francia (Autorité de la concurrence) considera que Google ha abusado de su posición dominante en el sector de la publicidad en los editores de páginas web y aplicaciones móviles.

Las acusaciones provienen de tres grupos empresariales: News Corp, el grupo Le Figaro y el grupo Rossel La Voix.

Google no ha rechazado los hechos y la autoridad ha constatado que la multa se ha decidido en el marco de acuerdo amistoso.

El regulador hizo un recordatorio que las empresas que se encuentren en una posición dominante estarán sujetas a una responsabilidad particular, la de no debilitar la competencia efectiva y no distorsionarla.

En el 2019 Google recibió una multa del Gobierno de Francia por 150 millones de euros por prácticas monopolísticas. Sin embargo, la sanción más dura la recibió en el 2017 por parte de la Unión Europea con unos 2.420 millones de euros por violación de leyes antimonopolio.

Declaraciones de la Autorité de la concurrence

“La decisión de sancionar a Google tiene un significado muy especial porque es la primera decisión del mundo que investiga procesos algorítmicos complejos. Subastas a través de las cuales se muestran online trabajos publicitarios. ” declaró Isabelle de Silva, la presidenta de la Autorité de la concurrence.

La presidenta indicó que “esta sanción permitirá el restablecimiento de las condiciones óptimas para que la competencia pueda aprovechar al máximo el espacio publicitario”.

Google ha propuesto una serie de compromisos para modificar la forma en la que funciona su servicio publicitario DFP y su plataforma de puesta en venta AdX.

El compromiso ha sido aceptado por la autoridad antimonopolio francesa y asegura que cambiarán la forma en que operan su servicio de publicidad.

Nueva ley: Gobierno aprobará regulación del teletrabajo

El consejo de Ministros de España, prevé aprobar la próxima semana la regulación del teletrabajo, con la nueva Ley del Trabajo a Distancia.

La normativa fue desarrollada para el ámbito privado y establece también una serie de modificaciones del texto refundido del Estatuto Básico del Empleado Público.

En lo que respecta a la nueva ley presentada por el gobierno días atrás, eleva de 20% al 30% la jornada a distancia de carácter regular.

De acuerdo con esta regulación que se estima sea aprobada la semana que viene, el trabajo a distancia será voluntario y reversible.

La iniciativa ha sido recibida con beneplácito por los agentes del seguro social, que ya por su parte le dieron el visto bueno.

Según la normativa, la modificación del porcentaje de la jornada presencial solo podrá realizarse si existe la voluntad del trabajador y la empresa.

Misma que se realizará de acuerdo a lo previsto en el convenio colectivo o los acuerdos establecidos con la empresa.

Ley del Trabajo a Distancia establece distintas modalidades

En la nueva Ley de Trabajo a Distancia se hace especial énfasis en las distintas modalidades de trabajo, la misma los distingue de la siguiente manera:

  • Trabajo a distancia: actividad laboral desde el domicilio o el lugar elegido por el trabajador, con carácter regular.
  • Teletrabajo: trabajo a distancia realizado exclusivamente o de manera prevalente por medios y sistemas informáticos o telemáticos.
  • Trabajo presencial: el que se presta en el centro de trabajo o en el lugar que elija la empresa.

Nueva ley establece mismas garantías laborales a trabajadores a distancia

Dentro de la nueva normativa legal se establece que los trabajadores que realicen jornadas a distancia, tendrán los mismos derechos y garantías laborales que los presenciales.

El empleador requerirá la firma del trabajador que realice jornada a distancia en respaldo a su voluntad, misma que puede ser reversible en cualquier momento, sin constituir una causa de despido.

Las personas que se mantengan en la condición de trabajo a distancia, tendrán prioridad para ocupar cargos que impliquen el cien por ciento de su presencia.

De la misma manera, tendrán derecho a los programas de capacitación y formación impulsados por la empresa.

Así mismo, la ley establece que los trabajadores a distancias tendrán derecho a la desconexión digital, a la intimidad y protección de datos, a la seguridad y salud en el trabajo.

Además, la empresa debe proveer de los medios adecuados a la persona que trabaja distancia para que desarrolle su actividad.